Boomini_00

Ya hemos comentado alguna vez que nos gusta recurrir a formas de entretenimiento más clásicas para los más pequeños. Si bien la tecnología es una buena fuente de diversión, no podemos limitarnos a ella por su comodidad. Uno de los juguetes con gran recorrido a lo largo de la historia es la casa de muñecas. Sin embargo, hoy escogemos una con un diseño más moderno que el que se utilizaba antiguamente; adaptándose a los tiempos que corren, con una estética más actual pero con la misma función de siempre.

Joanna Kruszec es la cara visible de Boomini, una firma polaca que se dedica a producir casas de muñecas de estilo moderno. Apasionada del diseño de interiores, se dio cuenta en una visita al MOMA de que quería dedicarse a las casas de muñecas en las que destaquen la estética y los pequeños detalles. Todos los elementos que componen estas casas están cuidados y perfectamente estudiados para disfrute de las niñas más detallistas.

Boomini_01

Pero no solo es el diseño lo que caracteriza a las casas de muñecas de Boomini. La calidad de los acabados y de los materiales es espectacular, y es que nos encontramos ante verdaderas obras de arte. Hamacas, percheros o taburetes a escala pero con la misma calidad que si fuera mobiliario a tamaño natural.

Además, cumplen con las normativas más estrictas de seguridad, por lo que no tendrás que preocuparte por imprevistos indeseados. Todo son ventajas para que las niñas puedan desarrollar su creatividad y experimentar con esa imaginación que caracteriza a las más pequeñas de la casa. En la página web tienen dos modelos; uno blanco (“White”) que recuerda a la arquitectura escandinava, y otro evocando a la madera (“Wood”), algo más clásico.

 

Boomini_03

Boomini_04

+ info